Aprendiendo a usar jaulas para perros

perro en su jaula

Te sorprenderá saber lo fácil que es entrenar a tu mascota para que use una de las diferentes jaulas para perros que podrás encontrar.

Aprendiendo a usar jaulas para perros

Tu amigo de cuatro patas sólo necesita algunas instrucciones sencillas, horarios regulares y suficiente tiempo de juego, así lo enseñarás a permanecer en un espacio propio. 

Ante todo es importante saber que las jaulas para perros no son un lugar de castigo pues en la vida silvestre los perros buscan lugares pequeños y seguros dónde habitar, esto viene de sus ancestros los lobos, quienes tenían la necesidad de refugiarse en una “guarida”. Para tu amigo, las jaulas para perros representan este espacio. 

Las jaulas para perros están pensadas para poder transportarlos de un lado a otro, pero una buena idea es dejarlas a su alcance como una segunda opción de descanso, después de su cama o casita, así las jaulas para perros podrán ser un espacio familiar para ellos.

 

¿Por qué entrenar en jaulas?

Si se entrena correctamente, pasará tiempo en la jaula cuando esté fuera de la casa, lo que ayudará a establecer algunos límites y evitará que vaya al baño en la alfombra: a los perros generalmente no les gusta hacer sus necesidades en el mismo lugar donde ellos duermen.

¿Cómo elegir una jaula?

Esto es fácil. Es posible que desees que sea pequeña, pero debes pensar en que no sea lo suficientemente pequeña como para forzar a tu perro a mantenerse en el interior con una posición incómoda para él. Debería tener suficiente espacio para que tu mascota pueda ponerse de pie y darse la vuelta. Si optas por una jaula más grande, tu perro podría usar un extremo para aliviarse y el otro extremo para dormir. Asegúrese de usar una almohadilla o una manta para que la caja sea cómoda.

Practicando el uso de la jaula con tu perro

  • Introduce a tu cachorro a la jaula en una situación de baja tensión, busca un momento relajado. No esperes que tu perro se meta a la nueva jaula justo antes de salir de casa. Agrega un premio o una croqueta y felicita a tu mascota cuando ingrese a la jaula. Deja la puerta abierta para que pueda moverse y explorar.
  • Quítale el collar antes de meterlo en la jaula. No querrás que se quede atorado con nada, especialmente si tienes una caja de metal.
  • Pon un snack en la jaula y usa una palabra simple como "perrera" o “jaula” para que se acostumbre al comando.
  • Para una asociación positiva, intenta alimentar a tu cachorro dentro de la jaula.
  • Aumenta lentamente el tiempo que tu cachorro pasa en la caja con la puerta cerrada. Comienza cerrándola sólo por unos momentos y luego ve aumentando el tiempo. Asegúrate de felicitarlo mientras la puerta está cerrada.
  • No abras la puerta si empieza a quejarse. Eso sólo le enseñará que cuando se queja, sale fácilmente de la jaula.
Aprendiendo a usar jaulas para perros

La regla general para determinar el tiempo que tu perro puede permanecer en la jaula es una hora por mes de edad, más una hora. Por lo tanto, si tu cachorro tiene 5 meses, puede quedarse 6 horas.

IMPORTANTE: independientemente de su edad, NO dejes a tu perro por más de 8 horas en el interior de una jaula. Es injusto dejarlo por tanto tiempo sin dejar que haga ejercicio o se relaje.

Sé considerado y amable. Recuerda, cuanto más tiempo esté confinado, más ejercicio necesitará. Así que nunca lo uses como una forma de evitar pasar tiempo con tu cachorro, sino como una herramienta para mantenerlo quieto, así como para salir de casa por algún momento. Te recomendamos leer más sobre entrenamientos y adiestramientos, visita ¿Cómo educar a un perro con correa?

Entrenar a tu perro es más sencillo de lo que parece, y uno de los puntos a desarrollar, es aprender a cómo usar una jaula para perros. Es importante que tu amigo se acosutbre a eela, ya que siempre habrá ocasiones donde será más que necesaria.

 

Purina® entrena a tu perro para usar su jaula