La importancia de la hidratación de los gatos en temporadas de calor

Purina® Gato deshidratado

Es muy importante que tu gato se hidrate, sobre todo en los días de mayor calor, porque las altas temperaturas favorecen la deshidratación, lo que puede causar problemas renales y del aparato urinario.

Para empezar, necesitamos saber cuánta agua necesita beber un gato. Hay que tener en cuenta que, cualquier gato, para mantenerse bien hidratado, necesita beber en promedio de 50 a 100 mililitros de agua por kg de peso; tomando de ejemplo el promedio de un gato común que ronda los 4 kg, entonces se podría decir que este debería de beber entre 200 y 400 mililitros de agua al día.

Si tu gato está expuesto a altas temperaturas y/o se ejercita en exceso durante los meses de calor, deberá ingerir más agua. Pero, si tu gato se resiste a beber agua, te damos algunos consejos de hidratación, para asegurar que ingiere la cantidad de agua que requiere su cuerpo.

1. Combina la alimentación seca con la húmeda

La alimentación seca es necesaria para tu gato, porque contiene un gran número de nutrientes y fomenta el buen mantenimiento de sus dientes. Este tipo de alimentación contiene aproximadamente un 10% de agua. Por el contrario, la alimentación húmeda, contiene al menos un 60% de agua, hecho que unido a las variedades de sabores y texturas que existen, puede contribuir a mejorar su hidratación, sobre todo si tu gato no bebe el agua que necesita. Conoce las variedades de alimento húmedo que tenemos para ti haciendo clic aquí.

2. Tu gato necesita agua limpia y fresca en todo momento

Coloca varios bebederos en distintos lugares de tu casa. Su extremo sentido de la limpieza, puede hacer que se niegue a tomar agua si considera que sus recipientes están sucios. Por ello, mantenlos siempre limpios, alejados del sol y cambia el agua con frecuencia.

 

VERANO Y GATOS: La importancia de la hidratación

 

3. Material del bebedero

Otro aspecto que puede motivar su resistencia a beber agua está asociado con el material del bebedero. El plástico puede desagradarle en términos de sabor. La mejor opción es recurrir a recipientes de acero inoxidable o aluminio que además mantienen más fresca la temperatura del agua.

4. Dimensiones del bebedero

Compra aquellos cuya anchura mínima le permita beber agua sin que sus bigotes toquen los bordes, porque esto puede incomodarlo y convertirse en otro motivo para que tu gato no beba agua.

5. Pon mucha agua en el bebedero

A muchos gatos les entusiasma ver su bebedero rebosante de agua. De esta forma, lo perciben más limpio y disfrutan al contemplarlo lleno. El agua corriente de la llave es suficiente para ellos, a menos que el veterinario indique lo contrario.

6. Fuentes eléctricas para gatos

Otra alternativa puede ser una fuente artificial que al conectarse a una red eléctrica genera un chorrito continuo gracias a que contiene una pequeña bomba de agua. De esta forma, tu gato puede interactuar con el agua y aumentar su deseo de beber.

Mantener una hidratación adecuada en los gatos es de suma importancia para mantener su salud en buen estado y brindarles una buena calidad de vida; recuerda que los cuidados aumentan cuando las condiciones adversas aumentan, como en este caso, los días cuando sube la temperatura.