¿Cómo evitar que los gatos rasguñen los muebles?

Cómo evitar que los gatos rasguñen muebles

No hay nada peor que conseguir un sofá nuevo y volver a casa para descubrir que tu gato o gatito lo ha hecho pedazos, o encontrar arañazos profundos en los marcos de las puertas recién pintadas. A veces puede parecer que tu gato está causando problemas, pero es importante saber que estos comportamientos de rascado son instintos profundamente arraigados y tienen numerosos beneficios tanto para su salud como para su bienestar.

 

Sigue leyendo para descubrir cómo evitar que los gatos rasguñen los muebles y por qué siempre parecen elegir tus cosas favoritas.

¿Por qué los gatos rasguñan los muebles?

Si bien puede parecer que a tu gato le gusta destruir cosas, en realidad se rascan por varias razones. En primer lugar, el rascado proporciona un entrenamiento de cuerpo completo para tu gato y estira sus músculos y tendones desde sus garras hasta la espalda. Los gatos que rascan los muebles también ayudan a mantener sus garras afiladas al deshacerse de las fundas de las mismas garras, lo que los mantiene en óptimas condiciones.

Además, las patas de los gatos contienen glándulas de olor y cuando rascan objetos, liberan un marcador de olor visible y químico que identifica su territorio en el hogar. Es más probable que apunten a áreas prominentes y de uso frecuente, como sofás o su sillón favorito. Esto se debe a que rascarse estas áreas los hará sentir más seguros y aliviará el estrés poniendo su aroma en las cosas, haciendo que se sienta más como en su hogar.

A veces los gatos pueden hacerlo porque están aburridos, lo cual es especialmente común con los gatos domésticos que no reciben suficiente estimulación mental.

 

¿Cómo evitar que los gatos rasguñen los muebles?

La mejor manera de evitar que los gatos rasguñen los muebles es dándoles muchas oportunidades de rascarse dentro del hogar. Los gatos que disfrutan del aire libre utilizan árboles, por lo que es una buena idea simular esto en el interior con rascadores para ellos. Asegúrate de comprar sólo los de buena calidad, que sean fuertes para que no se tambaleen cuando tu gato los rasque. También debes asegurarte de que los postes rascadores sean lo suficientemente altos para que tu gato se estire completamente y pueda ejercitar esos músculos tan importantes.

También puedes intentar proporcionar recortes de tela, troncos cubiertos de corteza, restos de madera blanda o fibra de sisal y proporcionar mucha variedad para mantenerlos entretenidos y alejados de tus muebles favoritos.

 

La ubicación del rascador importante

Coloca los postes y objetos rascadores en lugares donde a tu gato ya le gusta relajarse, o cerca de elementos que ya rascan (como el brazo de tu sofá). Cerca de lugares para dormir también es una buena idea, ya que la mayoría de los gatos disfrutan de un buen estiramiento y un rasguño, una vez que se despiertan.

 

Lava los objetos que no quieres que rasguñe

Si te preguntas cómo evitar que los gatos rasguñen los muebles una y otra vez, debes asegurarte de limpiar bien los objetos en cuestión para eliminar las marcas de olor, ya que es más probable que los gatos rasguñen las áreas cuando pueden percibir que su aroma se desvanece para “recargarlo”. Recomendamos usar una solución suave y no tóxica que sea adecuada para el área y luego asegurarse de mantener a tu gato alejado del área hasta que esté seco.

 

Prevenir el aburrimiento

Para los gatos que rasguñen los muebles por aburrimiento o falta de ejercicio, considera comprar algunos juguetes para gatos o gatitos y asegúrate de programar un tiempo de juego muy necesario contigo y tu gato.

 

¿Cómo evitar que los gatos rasguñen las alfombras?

Si tienes un gato que prefiere arañar las cosas horizontalmente, tu alfombra puede verse afectada. La mejor manera de evitarlo es proporcionar alfombras de rascar alrededor de tu hogar y alentar a tu gato a usarlas con juguetes.

 

Si tu gato no parece estar interesado en los rascadores, considera un juguete colgante para alentarlo a investigar o contar con un mordisco para gatos.

¡Ahora ya sabes cómo evitar que los gatos rasguñen los muebles! Prueba nuestros consejos y tu sillón favorita estará libre de rasguños en poco tiempo. Recuerda nunca culparlos por rascarse en las cosas, ya que este es el instinto natural de un gato y lo están haciendo por muchas razones beneficiosas.