Alergia en perros: síntomas, desencadenantes y tratamiento

Purina Alergias de perros y sus tratamiento

Desafortunadamente, cuando es relativamente simple diagnosticar alergias en humanos, generalmente es bastante difícil para los perros, ya que hay muchos tipos de alergias y los síntomas a menudo se superponen. Esto hace que sea difícil entender qué alergias padecen realmente.

 

Tipos de alergias en perros

 

Alergias en la piel del perro

Las alergias cutáneas, también conocidas como dermatitis alérgica, son uno de los tipos más comunes de alergias en perros. Estos generalmente son causados ​​por reacciones a las picaduras de pulgas o su entorno, como polen, polvo o moho.

 

Alergias a las pulgas

Las pulgas o la alergia a las picaduras de pulgas es la enfermedad de la piel más común en los perros. Estas alergias en perros son el resultado de una reacción a la saliva de la pulga en la piel de tu perro, y los síntomas varían de picazón leve a una reacción severa cuando se muerde.

Los perros con alergias a las pulgas generalmente tendrán picazón severa en la piel. Pueden rascarse, frotarse, masticarse o lamerse el cabello o la piel, y esto a veces puede provocar un trauma en la piel o la introducción de una infección secundaria.

 

Alergias ambientales

Las alergias ambientales en perros generalmente son causadas por polvo, polen o moho.

Este tipo de alergia generalmente es estacional, por lo que probablemente solo aparecerá en ciertas épocas del año: los perros pueden sufrir fiebre del heno, por lo que se puede notar estornudos o irritación cuando el recuento de polen es alto.

A veces, un alergeno ambiental puede resolverse simplemente mediante "evitación", por ejemplo, si sabes que los síntomas alérgicos de tu perro parecen empeorar en los paseos por campos particulares con pastos largos, es posible que debas evitar esto y usar pavimentos en ciertas épocas del año.

 

Alergias e intolerancias a los alimentos en perros

Contrariamente a la creencia popular, las alergias alimentarias en los perros no son muy comunes, y en realidad solo representan alrededor del 10% de las alergias. La mayoría de lo que los propietarios creen que son "alergias alimentarias" son en realidad intolerancias.

Un ejemplo sería una intolerancia a la lactosa: en este caso, el perro carecería de las enzimas necesarias para digerir la lactosa, por lo que si se le da un poco de leche puede sufrir diarrea debido a la incapacidad de digerir el ingrediente.

Aunque no siempre es el caso, una alergia tiende a provocar una reacción cutánea, como hinchazón o picazón, mientras que una intolerancia es más probable que provoque signos gastrointestinales.

 

Reacciones alérgicas agudas

Estas reacciones se deben a cosas como una picadura de abeja o una picadura de avispa. Los signos de shock anafiláctico pueden aparecer pocos minutos después de la exposición y pueden incluir: dificultad para respirar, babeo, vómitos, convulsiones y, a veces, incluso pérdida de la conciencia. Si esto ocurre, debes comunicarte con tu veterinario de inmediato.

 

Diagnóstico de alergias en perros

Si sospechas que tu perro tiene alergia, debes llevarlo al veterinario lo antes posible.

Las alergias alimentarias generalmente se diagnostican a través de una dieta de eliminación, que implica alimentar con una dieta hipoalergénica hidrolizada y absolutamente nada más, durante al menos tres semanas y buscar signos de mejoría.

Las alergias a las picaduras de pulgas pueden ser relativamente sencillas de diagnosticar si las pulgas o la suciedad de las pulgas son visibles en el pelaje del perro.

 

Tratamiento de alergia a perros

El tratamiento a menudo dependerá de la alergia de tu perro, pero se centrará en eliminar la causa de la alergia cuando sea posible y proporcionar alivio de los síntomas. Una alergia alimentaria se puede controlar eliminando el ingrediente de la dieta de tu perro.

Una alergia a las pulgas puede ser ayudada por un tratamiento de pulgas de "muerte rápida" que te proporcione tu veterinario, y consejos sobre cómo cuidar tu casa y cualquier otra mascota en contacto con tu perro.

Si tu perro sufre una reacción alérgica grave, debes llevarlo al veterinario de inmediato, ya que, si no se trata, el shock anafiláctico puede ser fatal.

 

Ahora ya conoces los posibles síntomas de alergia en perros y qué debes tener en cuenta para cuidar a tu fiel amigo.